Tráfico de influencias en Benito Juárez

en Noticias

Cancún, Quintana Roo.- Podría estar llevándose un caso de favoritismo en el Ayuntamiento de Benito Juárez a favor de la empresa Ce.Ro Administración y Construcción del Caribe, S.A. de C.V, propiedad de Heyden Cebada Ramírez y Heyden Cebada Rivas, padre e hijo.

Ambos ostentan cargos públicos en la administración de Mara Lezama, Cebada Ramírez es el titular de la Dirección de Desarrollo Urbano; mientras que Cebada Rivas es el síndico municipal, y además son socios de Ce.Ro, y dueños de la Notaría 62 de Quintana Roo, con lo que dan cierre a sus negocios privados.

Al momento de ser elegido en el Cabildo Cebada Ramírez dio inicio el tráfico de influencias por parte de Cebada Rivas y sus amigos en el Ayuntamiento de Benito Juárez.

Al haber sido elegido Cebada Ramírez existió una violación a la Ley de los Municipios del Estado de Quintana Roo, el Capítulo II, de las Facultades y Obligaciones del Ayuntamiento, Artículo 67, fracción VI, indica lo siguiente:

“A los Ayuntamientos les estará prohibido conceder empleos en la Administración Pública Municipal a los propios miembros de los Ayuntamientos, a sus cónyuges, parientes consanguíneos en la línea recta y parientes en línea colateral hasta el cuarto grado, o parientes por afinidad”.

Y según se lee en el acta constitutiva de la empresa constructora Ce.Ro, el decimoprimer objeto es “gestionar ante las diferentes dependencias de gobierno la obtención de licencias, permisos, u otros documentos que se requieran para los fines de la sociedad”.

Y casualmente está «gestión» se hace en la Dirección General de Desarrollo Urbano, en la cual, esta al frente Cebada Ramírez, y misteriosamente el giro de la empresa es la de: “adquirir, enajenar, arrendar, usar, gozar, poseer, promover, dirigir, y operar por cualquier título legal, toda clase de bienes muebles e inmuebles y derechos reales sobre los mismos, incluyendo toda clase de maquinaria, equipo, accesorios, oficinas, hoteles, moteles, y demás establecimientos necesarios o convenientes para la realización de los fines anteriores”.

Asimismo, “el fraccionamiento de terrenos, la supervisión y ejecución de toda clase de obras públicas o privadas, de administración, o a precio alzado o a precios unitarios, con las modalidades que sean necesarias para cada caso, ya sea por cuenta propia o de terceros, así como la construcción de inmuebles en general y la promoción, dirección y administración de los mismos”, y la lista es larga.

Es así, que estando al frente del área de Desarrollo Urbano del municipio, Heyden Cebada Ramírez se está ‘sirviendo con la cuchara grande’, al otorgar contratos, haciendo uso de su poder y beneficiar los negocios familiares.

Cebada Rivas siendo síndico municipal, se encarga de la gestión administrativa del Ayuntamiento, exactamente, de la fiscalización de ingresos y egresos.

O sea, su trabajo consiste en luchar contra la corrupción gubernamental y tiene la facultad de modificar prácticas viciadas. Pero, hizo lo contrario, al aceptar que su padre ocupara el cargo en Desarrollo Urbano.

Heyden Cebada Ramírez en la administración municipal, ya tiene antecedentes, en cuanto al tráfico de influencias. Durante el gobierno de Francisco Alor ostentó el mismo puesto y en la administración de Paul Carrillo fue director de Catastro.

El presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador envío un escrito a los ayuntamientos, en el que exigió a funcionarios públicos, no permitir ni una línea de corrupción y nepotismo.

Pero tal parece, que en el gobierno municipal de Benito Juárez dirigido por la alcaldesa Mara Lezama Espinosa, no llegó, porque ha existido una serie de violaciones y no sólo al elegir a Cebada Ramirez, también del director de Protección Civil, Antonio Fonseca y el tesorero, Marcelo José Guzmán.

(Tomado de LucesdelSiglo)

Pedro Canché es un periodista independiente y fundador de Pedro Canche Noticias. El ha sido perseguido por el Gobierno Mexicano por darle voz al pueblo indígena Maya y los campesinos del Quintana Roo. Pasó 9 meses en la cárcel en un caso de persecución politico que Reporteros Sin Fronteras llamaban absurdo. "Podrán encerrar el cuerpo humano pero nunca podrán encerrar la libertad de expresión." dijó Pedro Canché.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

*

Lo último de Noticias

Ir Arriba